martes, 17 de septiembre de 2019

"Capital cultural", ser un Lucifer.

 Lucifer
Del latín lux - luz y ferre - llevar, significa "portador de luz".

Elaborado por: Diana Laura Cid Moreno.

Hoy es el nacimiento de un ser en "blanco", sin conocimiento del entorno y su funcionamiento, mejor conocido como bebé. Hoy nace la oportunidad de enseñar, de formar, de construir las bases de un individuo de bien, integro y justo, la cuestión es ¿cómo lograrlo?, este ser se desarrollará en la familia, sociedad (comunidad) y si tiene la posibilidad en la escuela.

Debemos como padres o maestros ser el Lucifer del niño, ser esa luz que esclarece dudas, la guía que aleja el miedo que asecha la peligrosa y malvada ignorancia en la obscuridad. Empezar por el cariño y el buen trato para que aprender sea un gusto que se de en forma natural.

Clarita la madre del lactante, había considerado criar a su hijo en compañía y comunicación de Lucifer "el maestro", le llama para decirle - Lucifer, quiero que mi hijo sea capaz de tener el poder de analizar, apreciar el arte, la ciencia y la humanidad, ¿qué libros me recomiendas para leerle a mi hijo?.

Lucifer sonrió y contesto - mujer, el libro seguirá siendo un libro sin valor, sí no es leído con el respeto, interés y el cuestionamiento para la comprensión, además recuerda no solo de los libros se aprende, también de las acciones de sí mismo como del comportamiento que es la representación del pensar de las otras personas. Este mundo parece ser un laboratorio de pruebas donde se observa, se aprueba o no, la idealidad con la realidad, en otras palabras comprobar el ¿por qué? de las cosas, hechos y acciones.

El maestro conocer al hijo de Clarita, el pequeño Cesar, ambos personajes guiaban al infante con cariño, planteamientos y situaciones de aprendizaje a través de la experiencia, procurando que Cesar se divirtiera aprendiendo, tuviese valores, seguridad en si mismo, flexibilidad a escuchar y a modificar, erradicar o implementa en su espíritu un nuevo aprendizaje.

Cesar se hizo un hombre de poder y humildad mediante el conocimiento, siempre libre, pero no todo es purpura, tuvo, tiene y tendrá dificultades como cualquier persona para comprender más haya de lo que sus ojos, su ser pueden ver y sentir, ya que cada persona es un océano de distintos matices azules. Lo que puede hacer es ser otro guía que busque la satisfacción y bienestar de otras personas, para vivir de una forma más plena.


Fin.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muy leído

.